abril 14, 2024 4:48 PM

Solidarios con los animales rescatan gatitos y perros en situación de calle

Como «la señora de los gatos» es conocida popularmente Yerccenia Azuaje en Juan Griego. En su casa habitan junto a ella y su esposo una manada de 60 gatos y tres perros que se han convertido en su familia. Todos han sido rescatados de distintos lugares de la entidad.

Yerccenia y su esposo José Manuel le han abierto las puertas a más de dos mil gatos en los últimos 17 años. Los rescatan, esterilizan y curan, les brindan los cuidados apropiados si están heridos y luego tratan de buscarles una familia cariñosa que los acoja.

Relató que no siempre fue amante de los animales, en especial de los gatos, pero la vida le cambió cuando su hija llevó a un gatito sin hogar a la casa. Yerccenia se conmovió y tanto ella como su esposo decidieron ayudar al animal.

Por su parte, José desarrolló una pasión y un amor por los felinos que pocos entienden, cuando ese gato que acogieron llevó a una gata a la casa y ésta estaba a punto de dar a luz a sus crías. «Ver ese parto me cambió la vida».

Para muchos resulta inexplicable ese cariño desmedido hacia los mininos, pero José concuerda con su esposa en que tienen alma de defensores de los animales. «Más que rescatistas, somos proteccionistas».

Alimento con amor

Desde hace 17 años, Yerccenia y su esposo se propusieron ayudar a los gatitos de la calle alimentándolos diariamente. Empezaron en Atamo Sur, llevándoles comida a los felinos que habitaban en la zona. Continuaron la labor en la avenida 4 de Mayo donde alimentan un grupo grande de gatos callejeros desde hace 11 años y desde hace siete años visitan a diario la parte trasera del estacionamiento del Central Madeirense en la avenida Bolívar, donde sustentan a más de 20 mininos de todos los tamaños y edades.

Cada día, Yerccenia se levanta y sale de su casa directo a comprar sardinas para la jornada de alimentación de las tardes. Compra aproximadamente entre cinco y seis kilos, cuando no consigue, busca latas de atún, generalmente lleva cuatro y gatarina. En eso gasta alrededor de 450 bolívares diarios.

No recibe ayudas de fundaciones ni colaboraciones de entes gubernamentales. Todo sale del bolsillo de la familia De Andrade, quienes de manera desinteresada se han avocado a una labor admirable y poco reconocida. «No hay dinero cuando uno vive ese momento de ver a los animales felices».

Ambos reconocen que es duro y que a veces el gasto se hace pesado, pues Yerccenia no solo alimenta a los animales sino que si ve a un felino lastimado o enfermo, lo recoge para curarlo, esterilizarlo y luego darlo en adopción.

Una causa, varios actores

Lilia Sierra es otra amante de los animales, no en vano es conocida en Juan Griego, donde vive, como la noble mujer que alimenta a los perritos callejeros. A diario recorre a pie varios puntos del sector para repartir 20 kg de perrarina que con mucho amor compra.

Además, se ha convertido en un apoyo para Yerccenia pues la ayuda con el aseo de la casa, donde habitan los mininos.

Christina Dos Santos es otra noble servidora entregada a los caninos y felinos. Cuando ve un animalito desamparado, sin pensarlo dos veces lo lleva a su casa.

Fuente: Sol de Margarita

]]>

Déjanos un comentario

También podría interesarte: